MADURO AFIRMA ESTAR DISPUESTO A “NUEVO CAMINO” CON BIDEN PARA RELACIONES CON EU

MADURO AFIRMA ESTAR DISPUESTO A “NUEVO CAMINO” CON BIDEN PARA RELACIONES CON EU

VENEZUELA.- El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, desconocido por Estados Unidos, llamó a la nueva administración de Joe Biden a “pasar la página”, declarándose dispuesto a “un nuevo camino” sobre las relaciones diplomáticas entre Caracas y Washington, rotas hace dos años.

“Estamos dispuestos a andar un nuevo camino de relaciones con el gobierno de Joe Biden sobre la base del respeto mutuo, el diálogo, la comunicación y el entendimiento. Estoy dispuesto a pasar la página y a construir nuevos caminos de respeto, diálogo y comunicación diplomática con el nuevo gobierno de Estados Unidos”, agregó Maduro en un discurso ante partidarios desde un balcón del palacio presidencial de Miraflores, en el centro de Caracas.

El acto coincidió con las conmemoraciones por el 23 de enero de 1958, fecha en la que cayó la dictadura militar de Marcos Pérez Jiménez.

Justamente un 23 de enero, en 2019, el líder opositor Juan Guaidó se proclamó presidente encargado de Venezuela después de que la mayoría opositora que controlaba la unicameral Asamblea Nacional declarara a Maduro “usurpador”, al acusarle de haber sido reelegido con un “fraude” en 2018.

El próximo secretario de Estado, Antony Blinken, de inmediato reconoció a Guaidó como presidente interino. El gobernante socialista había ordenado la ruptura las relaciones entre Caracas y Washington en 2019, tensas desde la era del fallecido expresidente Hugo Chávez.

“Hace dos años me tocó reaccionar con fuerza y dignidad y, desde este mismo balcón, procedí como jefe de Estado a romper todas las relaciones políticas y diplomáticas con el gobierno de Estados Unidos de entonces”, continuó Maduro. “¡Trump se fue!”, celebró.

Blinken tachó a Maduro de “brutal dictador” y ha dicho que la Casa Blanca continuará reconociendo a Guaidó a pesar de la nueva mayoría chavista en el Parlamento, después de unas elecciones boicoteadas por la oposición, denunciándolas como fraudulentas, y desconocidas por Estados Unidos, la Unión Europea y varios países de América Latina.

Guaidó defiende la continuidad de la vieja Asamblea Nacional opositora ante los cuestionamientos a las elecciones legislativas del pasado 6 de enero y, con ello, de su cargo de jefe del congreso, desde el cual reclamó la presidencia interina. Analistas creen que el gobierno de Biden será más moderado y abogará por una mediación internacional para una gradual transición de poder en Venezuela.

MILENIO